ESTE ES EL MASÓN

ESTE ES EL MASÓN

El Masón

Alma noble, vida honrada,
refractario del fanatismo
franco, cortes, generoso
que contra la falsedad se inspira.

Padre, amante, buen esposo,
verdugo de la mentira,
odio a nadie, miedo a nada
y juez del oscurantismo.

De la virtud defensor,
adora a Dios y a sus seres,
sostén de la libertad y es mas que todo eso,
siervo de la caridad
sacerdote del progreso
compañero en el dolor y esclavo de sus deberes…..

Pensamiento del mes:
En un momento de ira…no vale la pena
que destruyas todo lo que con esfuerzo
y sacrificio has construido…
tomate un respiro y relájate.

Francisco Díaz Barbosa –
Maestro Masón de Colima

DESCENSO AL INTERIOR DE LA TIERRA.

Antes de entrar al Templo el profano es introducido al cuarto de reflexiones. El experto masón nos dice «caballero esta es la primera prueba de la masonería que los antiguos la llamaban (la prueba de la Tierra), le ruego me de lo que lleva de valioso y de metales y le suplico que reflexione sobre todo lo que vea en su interior, lo dejaremos solo y tendrá que contestar y firmar las preguntas de ese triangular.

Se le va a preguntar de todo lo que hay en este cuarto por lo que le suplico ponga atención a todo y trate de descubrir lo que significa cada cosa que vea, cuando haya terminado de tres golpes para sacarlo.

En una de las paredes tiene que estar inscrito la palabra V.I.T.R.I.O.L. (Visita el Interior de la Tierra y Rectificando encontraras la piedra Oculta.). Es decir a través de nuestra reflexión y el cambio de actitud ante la vida lograremos a través del sentimiento más elevado (el amor) encontrar por la razón la solución a nuestra problemática existencial.

¿Qué es el cuarto o cámara reflexiones?

Es un aposento fúnebre y secreto en el cual permanecen los profanos ante objetos mortuorios, para que mediten acerca de las cosas del mundo material y dispongan su testamento o última voluntad. También se denomina cuarto o gabinete de reflexión y generalmente se halla pintado o tapizado de negro o imitando una gruta o caverna sombría.

Simboliza en el centro de la tierra de donde venimos y a la que hemos de volver. Se introduce al profano en primer término en este lugar para que considere, que el hombre profano debe morir en aquel sitio, para poder salir regenerado y purificado a disfrutar de una nueva vida.

Es la purificación por medio de la tierra y esta tomada de los misterios Egipcios en que dejaban al iniciado solo y rodeado de momias y de emblemas fúnebres, para que reflexionase sobre el paso que iba a dar, que de no salir victorioso, le tenia que costar la perdida de su libertad, para durante todo el resto de sus días.

Reflexionar es volver la vista hacia nosotros mismos; es analizar, imparcialmente, los hechos y las circunstancias; es valorar, objetivamente, las posibles consecuencias de nuestras acciones. Por consiguiente, reflexionar es corregir a tiempo los errores y, la mejor de las veces, el evitar cometerlos.

El hombre es el único ser viviente que tiene capacidad de pensar, de analizar y de valorar los hechos, las personas y las circunstancias. Por consiguiente, es el único ser que tiene conciencia del mundo que le rodea; de las normas jurídicas y morales que rigen la sociedad en la que vive; de las propias cualidades y deficiencias; de sus derechos y obligaciones; de los valores morales, éticos, estéticos, vitales y materiales.

Por lo tanto y en función de esa conciencia de su propia realidad y del mundo de valores, de personas y de circunstancias que le rodean, el es el responsable de sus propias acciones.

Francisco Díaz Barbosa.
Colima.